El diario de Nikki

 

Autora: Ana Sepúlveda Fernández
Curso: 1º ESO-A
IES Serranía. Alozaina (Málaga)

 

Mi libro preferido se titula El diario de Nikki. El tutor de este libro es Rachel Renée Rusell. Este cuento trata principalmente de lo que nos ocurre a las chicas entre 12 o 15 en el instituto o con nuestras amigas.

Nikki era una chica normal, sencilla…pero cambió al entrar en el instituto. Esta chica se creía que era fea, gorda, que no tenía el mejor pelo, que vestía muy mal, etc., pero era todo lo contrario. Nikki, en el instituto, sentía envidia por el grupo de las GPS (Guapas, Populares y Simpáticas). Ella no tenía amigas, estaba sola; todos sus compañeros se metían con ella, la llamaban empollona y pelota pero a ella no le importaba porque estaba perdidamente enamorada de su compañero de biología, Brandon, y no le hacía caso a sus compañeros.

En el instituto tenía a la típica chica odiosa, su enemiga Mackenzie, que no paraba de meterse con ella, gastarle bromas delante de sus compañeros para quedar mal y para que se rían de ella… y como no, también iba detrás de Brandon, el chico que le gusta a Nikki.

Poco a poco, Nikki se fue integrando en un grupo de dos chicas muy buenas y bondadosas, a las que no les importaba que Nikki se uniera con ellas. Eran Chloe y Zoey.

Se hicieron muy amigas y vivieron fabulosas aventuras juntas. Se apuntaron a clases de baile y ayudaban a la encargada de la biblioteca, Mrs. Peach con los libros, las estanterías… porque ésta estaba muy mayor. Si conseguían estar un buen tiempo ayudándola en la biblioteca irían cinco días a la Biblioteca Pública de Nueva York; el mayor sueño de Chloe y Zoey.

Pero este reto no lo consiguieron porque en una revista, les llamó muchísimo la atención los tatuajes y decidieron montar una pequeña zona en la que podrían hacer tatuajes. Estaban muy ilusionadas con este proyecto y al parecer todo les salió muy bien. Cada vez acudían  más compañeros de clase a pintarse dibujos en las manos. Nikki dibujaba tan bien que fue ella la encargada de pintarles dibujos a sus compañeros.

Así, Nikki fue teniendo más amigos y se dio cuenta de  que ella valía más que las chicas del grupo GPS y que todo no era la belleza exterior, sino la belleza interior. También consiguió hacerse muy amiga de Brandon, el chico que le gusta hasta que pasado un tiempo comenzaron a salir y Nikki fue la chica más popular de su instituto.

Este cuento me ha gustado muchísimo porque creo que está relacionado con las lectoras como yo y que esta increíble historia le ha podido ocurrir a cualquier chica. Es una historia muy divertida y romántica. Este cuento es de esos que cuando comienzas a leerlos no puedes dejarlo de leer porque es muy emocionante y está escrito especialmente para chicas adolescentes.

 

Síguenos y comparte en redes sociales:

Facebook
Twitter
Instagram