Relatos de Fantasmas

Autor: Alfonso Lluch Maroto
Curso: 1ª ESO- B
IES Atenea, Mairena del Aljarafe (Sevilla)

No suelo leer muchos libros. Este llegó a mis manos por obligación: me lo mandaron en la asignatura de Lengua. Me lo terminé en una semana. Desde el principio me atrajo y pronto se convirtió en una diversión.

Como indica su título el libro es un conjunto de relatos en los que siempre aparece un fantasma.

Creer en fantasmas puede resultar algo friki y propio de niños pequeños. Esto no es lo importante. Nadie cree de verdad en fantasmas, pero sí pensamos muchas veces que las cosas no son tan simples como parecen “strangers things”. Hay casualidades que no sabes explicar y que despiertan tu curiosidad y excitan la imaginación. Eso, sí creo que nos suele pasar a todos.

Aunque cada relato es distinto en todos sucede algo inesperado y te hacer ver que las cosas no tienen por qué ser siempre iguales.

Me gusta sobre todo el titulado ‘Se necesita fantasma’. El protagonista es un ricachón friki al que le gusta creer en fantasmas. Se compra un enorme y lúgubre castillo al que solo le falta su típico fantasma.

Él y su mujer (Matilde) encargan a su primo (Jack Brocket ) el asunto y les ponen en contacto con un tal Abrahams que tiene un aspecto muy extraño . Abrahams les visita  una tarde en el castillo y tras la cena en la que el invitado no pierde ojo de todo lo que hay en las lujosas habitaciones, este elige una  que, según él, era la más apropiada: la sala principal de banquetes, toda llena de candelabros de plata y  vajillas de porcelana. Les pide que le dejen solo y que vuelvan media hora más tarde. Transcurrido ese tiempo en el que se oyen ruidos de movimiento de muebles y de apertura de rejas, el protagonista acude y el Sr. Abrahams lo invita a que se siente y elija a uno de los fantasmas que aparecerán tras beberse una poción especial. Aparecen uno tras otro horribles fantasmas y decide quedarse con el último: una hermosa y maltratada dama, abandonada por su esposo que recorría los pasillos gritando por las noches. Tras esa aparición todos los fantasmas desaparecen y también algo más ¿Qué será?

Este relato se lo recomendaría a gente como yo  por dos razones:

1ª. A los que no les gusta mucho leer les puede ayudar a disfrutar con la lectura,  pues cada relato es corto y divertido.

2ª. A los que están cansados de hacer siempre lo mismo y sientan curiosidad por descubrir misterios, cosa que creo que les pasará a todos, disfrutarán y pasarán un buen rato.

Pero: ¡Cuidado! Los misterios pueden pasarte una mala jugada si los tomas demasiado en serio como le pasa al protagonista de nuestro relato.

Síguenos y comparte en redes sociales:

Facebook
Twitter
Instagram