Un monstruo viene a verme

Autor: Manal El Hafian
Curso: 1º ESO C
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Conor O’Malley era un chico de 12 años cuya madre estaba muy enferma. La visita de un monstruo que contará tres historias al pequeño engarza con una cuarta que protagonizará él mismo.

El relato de un príncipe enamorado de la hija de un granjero, con un asesinato y un presunto culpable, nos demuestra que a veces las apariencias distan mucho de la realidad. A continuación, una segunda historia nos presenta a un boticario y un párroco como personajes principales de la misma, quedando patente que un padre es capaz de cualquier cosa, con tal de salvar a sus seres queridos. En la tercera, vemos a un niño que es invisible para el mundo, si bien quiere dejar de serlo.

La cuarta historia nos lleva a un desenlace previsible, si bien no deseado. La actitud distante a la vez que desafiante (en algunas ocasiones) de Conor, contrasta con una madurez que le lleva a reflexionar y aceptar el destino. Por más que quiera no soltar la mano de su madre, agarrarse a cualquier esperanza de verla con vida, debe saber que todos tenemos un principio y un final (la muerte).

Ver cómo un chico que sufre acoso escolar, cuida cada día de su madre (enferma de cáncer) y acepta que su padre vive lejos en compañía de otra mujer no es plato de buen gusto para ningún niño. La fortaleza que nos demuestra Conor debería hacernos ver que hemos de saber apreciar las pequeñas cosas, esas a las que a veces no concedemos importancia, tales como la familia o los verdaderos actos que definen lo que realmente es la amistad.

Sin duda alguna, Patrick Ness (el autor de la obra) sabe imprimir un ritmo que nos lleva a leer, invitando a la reflexión. Es Un monstruo viene a verme un título que a buen seguro no deja a nadie indiferente, con temas que están a la orden del día, valores que quizás algunos hayamos olvidado y enseñanzas que nos harán mejores personas.

 

Asesinato en el Orient Express

Autor: Isidro Martínez Porcel
Curso: 1º ESO-C
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Magia capaz de envolver al lector hasta el final. Una historia capaz de enganchar, capacidad encomiable de la autora para no dejar cabos sueltos y unos personajes capaces de inventarse nuevas vidas, con tal de acabar con la injusticia del pasado.

Curioso el giro de Agatha Christie, con un hombre asesinado al principio por un criminal, y, un criminal asesinado por todos los pasajeros como final.

Destáquese como se ve reflejada la discriminación dependiendo de la clase social, nacionalidad o sexo, y,  la personalidad mostrada en todo momento por el protagonista, así como una historia amena con un final impredecible.

Quedémonos  con una frase: “Lo imposible no puede haber sucedido; por tanto, lo imposible tiene que ser posible, a pesar de las apariencias”.  De esta afirmación, caben diferentes interpretaciones y muchas conclusiones al respecto.

Son muchos los motivos expuestos, para que Asesinato en el  Orient Express merezca el calificativo de “mi libro preferido”.

 

Charlie y la fábrica de chocolate

Autor: Isidro Martínez Porcel
Curso: 1º ESO-C
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

En la obra Charlie y la fábrica de chocolate, Roald Dahl vuelve a sorprendernos una vez más. Si en Matilda, la crítica al sistema de vida americano y sus valores se pone de manifiesto, con personajes totalmente contrapuestos (véanse Trunchbull vs Honey o el hermano de Matilda vs nuestra protagonista), en el título elegido el escritor a través de una combinación de humor e ingenio consigue atrapar al lector. Lo hace estableciendo una serie de niveles o clases sociales bien diferenciadas (se aprecia en cada uno de los niños que tienen la suerte de encontrar los tickets dorados, así como en el peculiar e inimitable Willy Wonka).

El dueño de la fábrica adquiere tintes fantásticos que el abuelo Joe se encarga de mostrar a su nieto con historias impregnadas de un cierto halo de misterio. En una familia con graves apuros económicos, Charlie Buckett sueña con poder visitar un mundo de ensueño, un laboratorio con un maestro o mago encargado de dar vida a la fábrica (en cierto modo Wonka tiene ciertos matices que pudieran recordar al Dr. Frankenstein de Mary Shelley).

Si los modales de Violet o Veruca son totalmente antagónicos, y, la gula de August (cae a un río de chocolate, y es absorbido por un tubo que lo lleva fuera del recinto) queda también patente, lo principal del título propuesto como lectura, es el mensaje que Dahl promueve: “En la vida todo es posible”.

Si para los afortunados llevarse un cargamento de chocolates y golosinas de por vida es un premio bastante “goloso”, para Buckett este hecho carece de atractivo. El pequeño Charlie demuestra una madurez impropia para un niño de su edad (en este sentido, conecta con otro de los personajes de los libros de Dahl: Matilda).

Wonka quiere un heredero y aunque Charlie se ve incapaz de lograr dicho propósito, en el libro se demuestra que los sueños se hacen realidad. El ejemplar comportamiento del niño no pasa desapercibido para el excéntrico dueño de la fábrica, otorgándole el privilegio de poder vivir allí con toda su familia.

 

La vida sobre ruedas

Autor: Raúl Porcel
Curso: 1º ESO B
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Conocer paso a paso, etapa a etapa (como lo haría un ciclista, antes de afrontar la subida a una de las grandes cimas), la vida de una de las grandes figuras de las letras como Miguel Delibes es lo que llama nuestra atención en La vida sobre ruedas. Ciclismo, caza, fútbol y motos fueron sus grandes aficiones.

Elegir un relato autobiográfico como recomendación pudiera parecer un tanto absurdo, si bien el de Pucela consigue mantener el interés del lector, con anécdotas diversas ocurridas en los tiempos duros en los que le tocó vivir. Hace referencia a su progenitor y a su afición por el campo, al penetrante canto de los grillos y al disfrute de la naturaleza.

Pero, no pueden pasar desapercibidos otros temas tales como el espíritu de superación (en ello insiste mucho a través del deporte como claro ejemplo), el no acostumbrarnos a grandes lujos y evitar despilfarros (máxime cuando la situación económica del país lo desaconsejaba por completo).

Por último, Delibes rechaza una educación rígida y severa como la que recibió por parte de su padre, aunque agradece todas y cada una de las enseñanzas o consejos recibidos por el mismo, evitando siempre el desánimo y procurando que reine el optimismo en las páginas que conforman la obra recomendada.

Como aficionado a las bicicletas y niño que huye de una vida fácil, pues como dice siempre mi profesor “la vida no es un camino de rosas”, recomiendo La vida sobre ruedas (el autor a través de vivencias contadas de forma amena deja numerosos mensajes que a buen seguro pueden resultar muy provechosos para las futuras etapas de nuestras vidas).

 

El misterio de la Mona Lisa

Autor: Mª Felicidad López
Curso: 1º ESO C
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Genial historia con un cuadro como motivo a partir del que todo se desarrolla. En El misterio de la Mona Lisa se plantea una lucha entre Jack (protagonista ) y un ladrón dispuesto a todo para hacer desaparecer la obra pictórica más famosa de todos los tiempos.

Con tan sólo nueve años, Jack encadena numerosos éxitos en la Fuerza Global de Protección : organización ultrasecreta de jóvenes espías. Elizabeth Singer Hunt, autora del libro, consigue despertar el interés del lector a base de pistas que conducen a posibles sospechosos (en ocasiones lo esperado resulta ser lo equivocado).

Carl Ponte y Dupré forman el tándem de ladrones (uno ordena y el otro actúa), si bien lo curioso es descubrir que el organizador es el dueño de la empresa de seguridad. Aunque aparecen otros nombres, tales como Max (hermano de Jack), Helen o Jean Paul (limpiadores), las páginas de la obra citada tienen a tres nombres como vértices o lados del triángulo en torno a los que gira todo: Jack (el agente capaz de resolver el robo) y los dos maleantes (Ponte y Dupré).

Sin duda, nadie quedará indiferente tras acercarse a la obra de Elizabeth Singer, recomendando también otros títulos suyos, tales como Carrera mortal al espacio o A la caza del dinosaurio.

 

El Pirata Garrapata en Pekín y el Mandarín Chamuskín

Autor: José Martínez Grande
Curso: 1º ESO-C
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

El pirata Garrapata en Pekín y el mandarín Chamuskín nos presenta una serie de aventuras, con personajes disparatados así como nombres que provocan la carcajada del lector. Floripondia, Garrapata o Carafoca son algunos de ellos.

Destáquense algunos episodios o anécdotas del libro, tales como el encuentro entre Garrapata y Floripondia, con intento de beso por parte del primero tras desmayo de la dama e inoportuna entrada del emperador con su ejército, siendo el protagonista arrestado. De la misma forma, la condena a muerte de Garrapata y Carafoca, así como la cara sensible que muestra el protagonista (enamorado de Floripondia) merecen también ser destacados.

En definitiva, la temática de la obra, la comicidad de la misma, los espacios elegidos para el desarrollo de los hechos (palacio, cárcel, templo,…), así como un vocabulario accesible para cualquier lector y unos hechos que rozan el absurdo son algunos de los puntos fuertes que deberían invitar a la lectura de un libro con personajes muy diversos: alocados, tiernos, valientes y románticos.

 

Alicia en el país de las maravillas, de Lewis Carroll

Autora: Ana Mª Navarro
Curso: 2º ESO-A.
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Enciendes la denominada “caja tonta” y asistes atónita a un sinfín de programas que promueven una cultura carente en valores, convirtiendo al espectador en un “robot” o “marioneta” fácilmente manejable. Confieso que soy una amante de los libros, una fiel creyente en un mundo mejor si se sustenta en la riqueza del saber o el conocimiento que atesoran las bibliotecas.

Son muchas las lecturas realizadas este año. Un monstruo viene a verme de Patrick Ness, El asesinato del profesor de matemáticas de Jordi Sierra i Fabra, Charlie y la fábrica de chocolate de Roald Dahl o El niño que vivia en las estrellas. Éste último también de Jordi Sierra i Fabra.

Estaba completamente desorientada, ya que no sabía qué libro escoger. Comienzas a bucear o navegar con el uso de las nuevas tecnologías, a preguntar al bibliotecario, profesor o al encargado del quiosco de tu barrio. Tras escuchar a mis asesores,  sigo sin aclararme, sin ver la luz necesaria para acertar en la elección. Pero, de repente, un anuncio  me anima a acercarme a Alicia en el país de las maravillas.

Ya he tomado una decisión que llevaré hasta el final, a la conclusión o cierre del mismo. Leo con voracidad e interés a partes iguales, con ganas de saber qué pasará, pero con el miedo a terminar la obra escogida  (es la lectura una llave que te permite entrar en un universo paralelo al nuestro en el que no existe la lógica o el orden). Llevo a cabo la desconexión total de la cruda realidad, esa en la que priman lacras como la pobreza, la injusticia, las guerras, las drogas o el abuso de los poderosos frente a quienes menos tienen. Una nueva página es una puerta más que se abre, consiguiendo atraparme por completo.

Leer enriquece, si bien encontrar el título anteriormente citado se convirtió en una “odisea”, hasta que pude hallarlo en Internet.  Conforme avanzaba, sentía la imperiosa necesidad de no dar por terminada mi jornada lectora. Necesitaba dormir, pero hallaba en él más que palabras u oraciones bien trenzadas. Alicia en el país de las maravillas es una historia que te permite divagar por mundos extraordinarios, con una protagonista que se asemeja a mí en esa curiosidad desbordante, no queriendo reprimir ese impulso que pueda instarte a seguir a ese conejito (“mi imaginación”), sin tener que poner freno ante las limitaciones impuestas por las agujas del reloj.

Con los libros sacio ese apetito interior, el ansia por huir de la monotonía. Sonrío en horas o momentos en los que una siente un vacío que sólo puede llenarse con la mejor compañía: la de una buena obra. Sentirse perdida y recurrir a esa ayuda que únicamente prestan esos que cumplen a la perfección con el título o calificativo bien merecido de “amigos” es algo que le ocurre a Alicia.

La valentía, una vez se adentra por equivocación en un mundo distinto al que conoce, le llevará a conocer a personajes temibles como la “Reina Roja” (la soberbia o actitud altanera recuerda a muchas personas que conforman nuestro entorno, seres humanos que no forman parte de la literatura y sí de la realidad diaria).  No me gustan las personas que obran con malicia, ni quienes te menosprecian como si fueses una hormiga (creyéndose gigantes). La indiferencia es el sentimiento que provocan en mi persona “sombrereros locos” o “personajillos” que forman parte de la realidad de Carroll, y se asoman a diario a nuestro mundo. Ese que se mueve bajo las caprichosas y estrictas reglas de un mundo tan incomprensible como egoísta.

Dicen que las prisas no son buenas consejeras y en una sociedad que camina acelerada, ese conejo blanco que pretende marcar el camino de nuestra joven refleja muy bien la precipitación (el mayor error de los seres humanos). La caída de Alicia nos hace pensar en el hecho de dejar atrás las costumbres, mientras la Oruga Azul encarnaría las dudas y la intolerancia de “esa reina” que pretende gobernar de manera dictatorial. Frente a todos ellos, el gato de Cheshire aparece, con un mensaje bastante claro: la lucha como principio que nos puede llevar a la consecución de nuestros propósitos.

En una sociedad en la que las desgracias están a la orden del día, es tarea de obligado cumplimiento crear un mundo mejor, más humano, con la “paz” como faro y los buenos deseos hacia el prójimo como máximo mandamiento.

Miro el reloj. Las doce de la noche es la hora que marcan las manecillas. Es entonces, cuando necesito dormir. Dejo el libro en la mesita de noche, habiendo leído la última página, saciada y contenta por tan buena elección, si bien triste porque este libro es como ese bocado que tanto  gusta que da pena tener que acabarlo.

Por todos los mensajes aquí contenidos, con una joven que se convierte en “adalid” de la libertad y la osadía (sin temores de ningún tipo), os animo a leer el título elegido como “mi libro preferido” para el presente curso. Eso sí, una vez que lo terminen, hagan como yo: continuar con el siguiente.

El mismo ya tiene título: Alicia a través del espejo. Espero que mis recomendaciones surtan efecto.

 

Luna de lobos

Autor: Jorge Sánchez Samaniego
Curso: 2º ESO-A
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Un pequeño grupo de combatientes republicanos huye de las fuerzas nacionales y de la temida Guardia Civil, refugiándose en las gélidas montañas.

Mi libro preferido este año describe a la perfección a tres personajes que encarnan la resistencia armada (Ramiro, Gildo y Ángel), muy presente en la llamada Guerra civil, escondidos y luchando por sobrevivir. Por otro lado, tratan de escapar, ejerciendo en ocasiones (cuando el acoso se presenta) la violencia.

Leer este libro me ha traído recuerdos de algunas historias contadas por familiares míos que vivieron la dureza de una guerra (como todas ellas inexplicables), que dejó numerosas víctimas en nuestro país.

 

La hija de la noche

Autora: Laura Barragán López
Curso: 2º ESO-A
IES Ribera del Fardes, Purullena (Granada)

Un pueblo francés, de nombre Beaufort, ve la tranquilidad del mismo alterada. Con una variedad de personajes tales como Isabelle, Mijaíl, Max Grillet o la señora Buquet, entre otros, Laura Gallego consigue una historia sencilla en la que el misterio hace acto de presencia.

El qué dirán o las malas lenguas es otro hecho presente con el retorno a la tierra de Isabelle, así como el hallazgo de un animal muerto (una vaca) y una mansión (la de Grisard) que pudiera estar relacionada con la trama planteada.

Elijo La hija de la noche como mi libro preferido por varias razones, pero principalmente por tres, resumidos en: interesante, intrigante y ameno.

Síguenos y comparte en redes sociales:

Facebook
Twitter
Instagram