IES Santa María del Águila, El Ejido (Almería) 2019

El día que se perdió el amor

Autora: Sheila Raquel Quiles Pérez
Curso: 1º ESO D
IES Santa María del Águila, El Ejido (Almería)

Soy Sheila Raquel Quiles Pérez de 1ºD y mi opinión personal va a ir sobre un libro que me he leído este verano “El día que se perdió el amor” de Javier Castillo.

Por la ordenación de los capítulos pienso que las tres historias que mezcla están unidas entre sí por nombres, por aspectos, por las formas de los personajes etcétera…

Como el titulo dice las historias van de perder algún tipo de amor pero claro en cada historia uno diferente, este libro capitulo a capitulo ha ido dejándote con intriga pero claro si te saltas el que hay en medio aunque parezca no tener nada que ver, si lo tiene. Aunque sea un nombre, cualquier dato ya te cambia y ayuda a entender mucho mejor el capítulo anterior, aunque donde parece que no tiene nada que ver, como he dicho anteriormente, si tiene que ver, si no me creen, prueben a leer los capítulos seguidos por separado.

A continuación os voy a dar los personajes principales con su “papel” en las historias:

-Bowring: estos capítulos más o menos van sobre un inspector del F.B.I. de New York que se encuentran a una chica andando por la tranquila ciudad, mientras lleva una cabeza de la cual todavía caen gotas de sangre de ella, mientras el aspecto de la chica no es muy bueno sobre todo va desnuda y lleva unas cuantas tarjetitas amarillas con nombres de chicas y de sus fechas de fallecimiento, pero por supuesto son chicas que todavía no han fallecido. Chica que ve el fututo por así decirlo, por eso que la arresten en la comisaria donde se encuentra con el inspector es bueno…

-Jacob: este un chico donde se encuentra con una chica cuyo nombre es Amanda. El padre de la chica mato a sus familiares solo tiene un hermana perdida, al padre lo meten en la cárcel ya que a su familia la mato por accidente y el padre mismo el solo se entregó hacia la policía. La pareja viven un día tranquilamente como cualquier día cuando justamente por la ventana entro un “sicario” y ataco a Amanda. Dicho “sicario” dejo una nota donde había una simple espiral dibujada de nueve aspas, llevaron a la chica al hospital…

-Carla: esta chica fue ingresada en un convento desde pequeña y según una de las hermanas del convento ella es la futura hermana “importante” en el convento un día la chica encuentra bajo la alfombra de su habitación una tabla y un clavo suelto. Ella es una chica con bastante curiosidad como la tabla era grande, termino de quitar el clavo, levanto la tabla y apareció una escalera que la llevaba a una especie de subsuelo o subterráneo. Mientras bajaba por la misma escaléra hacia el subsuelo o subterráneo entro una hermana por la puerta…

Yo sigo pensando que las historias van relacionadas, pero, que en si es un buen libro, que ayuda a pensar más halla de tu propia mentalidad, que te ayuda a extender tu mente hasta tal punto de liarte y desliarte tú solo. Parece fácil sacarle sentido, parece fácil decir que no lo entiendes, parece fácil decir que todos los libros son aburridos. Pienso, que cada libro tiene su historia y su sentido, no todos los libros son aburridos o son tristes, o son de amor de princesas, o son de piratas, o son infantiles, o son de la princesa buena y de la bruja mala, o son felices. Algún que otro libro tiene historias retorcidas que hasta a escritores de su misma generación les cuesta sacarle el verdadero sentido, por eso también pienso que una persona que deje volar su imaginación es una persona a la cual el día de mañana le va a costar muy poco descifrar el mensaje oculto del libro que se está leyendo, o sacar su propia opinión del libro. Hay todo tipo de personas que piensa que un libro solo vale para usarlo de taco para las mesas o sillas que les falta el taco, o que lo usan de adorno, o lo usan para hacerse fresco, incluso se lo dan a su hijo, hermano, primo, nieto, sobrino etcétera para que pinten. Un libro tampoco vale para quitarse el aburrimiento uno, dos, tres, cuatro, cinco días o durante un fin de semana. Un libro sirve para sacar tus propias conclusiones como apoyo en la vida, como cultura… para los alumnos leer un libro ayuda mucho a la hora de imaginar, a la hora de hacer exámenes, a la hora de saber explicarse, a la hora de hacer un resumen…. A un adulto le vale también para imaginar, para cultura, para tener algún rato bueno en su día lleno de trabajo con su lectura favorita, para desconectar durante varios minutos, varias horas, para formar mejor tu lenguaje. Un libro no es solo un entretenimiento cualquiera, ¿por qué? Porque cuando tu empiezas a leer un libro te das cuenta que sea lo que sea que tengas que seguir haciendo el libro te deja intriga, te da deseo de terminar todo el trabajo para ponerte a leerlo, un libro sirve sobre todo para enganchar a la gente a que lea más a formar una provincia culta. A mi este libro me ayudo en muchos aspectos, tanto en volar mi imaginación, tanto en expresarme mejor, tanto para saber hacer mis propias conclusiones sobre algo. Un libro tiene diferentes conclusiones o sentido, este libro aparte de dejar mucho que reflexionar también deja muchas ideas, conclusiones incluso sorpresas que te da la vida. Leer un libro entender lo que lees y ponerlo en práctica no es una cosa fácil o sencilla de uno o dos días. Para aprender a hacer bien todo eso, son muchos requisitos los que necesitas, que te apasione la lectura que a pesar de tu no entender lo que leas esforzarte para entenderlo y por supuesto leer un libro que te llame la atención, que conozcas un poco sobre él, o simplemente el título, o la pequeña descripción de este. Sinceramente si un libro no te llama la atención o no te parece buen libro sobre lo que tú quieres busca otro no trates de insistir en leerlo si no te llama la atención ya que puede que ni si quiera le prestes atención a la historia o capítulos, un libro es una selección muy importante ya que lo vas a leer y de ese vas a intentar ayudarte en la vida académica, como laboral, como social.

¿Cómo me llamo la atención el libro?

El libro a aparte de ser famoso, el escritor hace vida pública en YouTube. Los empecé a ver y vi el libro, me llamo la atención. Tanto este como el día que se perdió la cordura también elaborado por Javier Castillo

¿Por qué me compre el libro? ¿Fue por aburrimiento como he dicho que en un libro no se debe de comprar por eso?

El libro me lo compre en el verano, no fue por aburrimiento si no porque me llamo la atención y porque tenía ganas de leer algo diferente a los libros de enciclopedia

¿Qué fue lo primero que viste o leíste para comprarte el libro?

Lo primero que vi, fue el título, y también el mini resumen que viene por detrás básicamente es este:

A las doce de la mañana del 14 de diciembre, una joven llena de magulladuras se presenta desnuda en las instalaciones del FBI de New York con varias notas amarillentas en la mano. El inspector Bowring, jefe de la Unidad de Criminología, intentara descubrir que oculta la joven y su conexión con otro caso, el de una mujer que aparece decapitada horas más tarde y cuyo nombre coincide con el que estaba escrito en una de las notas. A medida que avance en la investigación se dará cuenta de que este caso abre antiguas heridas difíciles de cicatrizar.

Una frase que viene en la portada fue: <<A veces el amor te pone en el camino equivocado para que sepas cuánto duele>>

A mi este libro me llamo la atención eso sobre todo eso, pienso que hasta que mi mente no se colapse de información puedo seguir leyendo y leyendo, viajando y viajando, viviendo y viviendo, sin mirar los segundos, sin mirar los minutos, sin mirar las horas, sin mirar el reloj que marca el tiempo. En el invierno leo sobre todo en los puentes que es cuando más tiempo tengo y lo hago en una butaca con una manta, el vaso de chocolate caliente en una mesa al lado bastante luz sobre todo solar y el libro, no existen los segundos, ni los minutos, ni las horas, ni el hambre, ni la sed, ni las llamadas, ni los mensajes de texto, ni las visitas, ni el frio máximo o mínimo, ni la calor máxima o mínima, solo existe el libro, la magia de tu imaginación y tu propia concentración. En el verano leo, sentada en una silla, en frente del aire acondicionado y el libro, de nuevo el tiempo no vuelve a existir, ni el hambre o sed o distracciones por llamadas, visitas o un simple mensaje de texto. El mejor truco para no tener distracciones es, dejar el móvil en silencio o por ahí perdido, no llevar relojes donde puedas mirar el tiempo y estar lo más cómodo y tranquilo posible. Luego después de tu rato largo lo más seguro de lectura, te preocupas por las visitas, el tiempo usado leyendo el libro, las llamadas para ofrecerte un cambio de compañía y los mensajes de texto de tus familiares preguntándote si estás bien, o de tus amigos preguntándote si sales a la calle. Cuando lees el tiempo pasa rápido los segundos, los minutos, las horas, no corren si no vuelan. Cuando miras el móvil tienes quince llamadas seguramente tres de ellas de compañías telefónicas, cuatro de tu mejor amigo/a para saber si te sales y ocho de tu familia solo para saber si estás bien por no leer sus mensajes y responderles al instante. Luego ya, tienes trescientos cuarenta y cinco mensajes de texto, treinta y dos de tu familia, ciento veinte del grupo de la clase preguntando si hay algunos deberes y luego ya ciento noventa y tres de risas y cachondeos de los grupos de tus amigos y de esos ciento noventa y tres, seis solos son de deberes que no han quedado claro en el otro grupo. Después de arreglar todo esto es cuando te da el hambre, la sed, y la prisa por hacer todo lo demás que tenías que haber hecho y no has hecho por estar leyendo. A otro día piensas que te va a pasar igual y ahí es cuando piensas no me va a pasar igual que ayer, te pones y haces todo lo que tienes que hacer, llega tu rato de lectura, te pones a leer y ahora es cuando el libro se acaba y tú piensas no puede ser esto posible, te acabas de quedar sin tu mayor entretenimiento y estas deseando de buscar cualquier otra cosa para leer hasta que ves que no encuentras nada y por rematar el gusanillo te refrescas la memoria empezando a leer el libro de nuevo.

¿Cuándo acabas el libro que más puedes hacer con él?

Nunca tirarlo, ese es el peor error tirar un libro, si algún día no tienes nada que leer pero sientes el deseo de necesitar leer algo, pero todo lo que hay a tu alcance ya lo has leído, libretas, apuntes de otros años, mensajes bonitos con tus amigos, alguna historia creada por ti, puedes volver a leer ese libro, las veces que quieras hasta que te lo sepas perfectamente, cuanto más lees, más piensas, cuanto más piensas más imaginas, cuanto más imaginas más vida y felicidad en ella tendrás. Un libro no es solo hojas, letras, comas, puntos, tildes y comillas. Un libro es tu imaginación diaria, es tu felicidad, tu forma de retener conceptos, tu forma de expresarse. Un libro no son solo palabras bonitas o tristes o amorosas, es una mezcla de sentimientos favorable que te encanta y amas por la intriga que te deja al final del capítulo. Un libro tiene un montón de formas de ser visto, conocido y seleccionado.

¿Cómo y en que te ayuda un libro?

Un libro tiene mil formas de ayudarte como dice mi maestra de lengua y literatura, María Elena, <<hablar para aprender a hablar>> un libro como ya he mencionado antes te da cultura, apoyo al idioma y mucha imaginación.

¿Cómo poder, imaginar, pensar y estar más feliz en esta vida?

Leer un libro en tus ratos libres es maravilloso siempre y cuando entiendas lo que estás leyendo, la lectura abre tus puertas a la imaginación y a la felicidad si te gusta el libro.

¿Un libro es igual que la música?

Leer un libro no es igual que escuchar una canción de tu cantante favorito. Los libros largos suelen hacerse mucho más pesados que escuchar una canción.

El día que se perdió el amor tiene cincuenta y siete capítulos en total y cuatrocientas veintiséis páginas en total, no se hace largo pero tampoco corto, tiene lo justo para que te deje bastante intriga, tanto al terminarlo como al tener que parar de leer ese día porque se te ha hecho muy tarde, no todo lo bueno está en la lectura también está en descansar, en comer y en estar sano sobre todo mentalmente. Un libro no solo es magia para el cuerpo que con leer dos páginas ya eres súper dotado, leyendo nunca cambiaras tu inteligencia, pero, si puedes mejorar tu lectura y tu capacidad de entender las cosas. Leer es viajar Leyendo tu imaginación vuela a otro mundo, al mundo de la lectura, es increíble como sentado/a en una silla leyendo un libro puedas volar, tu imaginación lo hace por eso es recomendable leer sin distracciones, sin mirar el tiempo, sin leer los mensajes de texto y sin coger las llamadas telefónicas. Parece fácil decirlo y parece fácil hacerlo, pero, luego no es tan sencillo como parece, es decirle adiós a todos por unas horas, sin que te importen lo que opinen o lo que puedan pensar, solo te tiene que importar la lectura, el libro, el capítulo, la historia, los personajes y a los problemas que se enfrentan. Hay gente que para leer se pone música clásica peor, en si no están bueno porque se te mete en la cabeza la melodía y acabas tarareándola. Los más recomendable es el silencio para dejar volar tu imaginación, todo lo que hay a tu alrededor te afecta a la hora de leer, si no hay tranquilidad no puedes leer, si estas más pendiente al móvil antes que al texto en sí, tampoco puedes leer. Lo mejor es el silencio, la concentración máxima, la tranquilidad y la comodidad.

¿Sí te gustan/apasionan/enamoran los libros te puedes dedicar a la escritura el día de mañana?

Yo creo que sí, sí los libro te apasionan/gustan/enamoran creo que va a ser bastante fácil que puedas escribir, según qué has leído, según cuanto has leído, según cómo has leído, es decir sí te has enterado si solo ha sido echar el rato. Los libros son un poco listos ellos y engancha a leer a cualquier persona, no solo porque te guste el titulo o la pequeña descripción, sino que lo que parecía y seria el fin de entretenerte ha acabado siendo y llegando a dejarte con la intriga a incitarte a no parar.

Todo en esta vida da rabia ya sea porque veas en el tiempo que va a llover y tú tienes pensado ir a la playa o ya sea porque tu lees en el instituto en tus ratos libres en los cambios de hora o en las guardias y tener a un compañero/a todo el rato y todos los días “no entiendo que te sirve traer un libro al instituto, es que es de tonto” y pero claro tú piensa que esa persona está siempre hablando de lo mismo hasta llegar el momento de decirle “cállate ya, por favor” cada uno con sus cosas y en su mundo y que por llevar un libro a clases, al médico, al instituto, a la playa, a una excursión larga, a un viaje, a la montaña; te digan “eres un/a empollón/a” Cada uno en su mundo y dejando vivir a los demás ojala esa frase no se olvidara jamás a la gente que piensa que somos empollones solo por llevar un libro debajo del brazo, en la mochila, en la maleta, o en bolso. Toda esa gente que piensa así yo creo que tiene envidia de que tú tienes un poquito de cultura, de imaginación y entiendes un poco más de todo. Lo que un libro parece nada es todo, pero claro, muchas cosas también es todo, un video juego en inglés te puede ayudar a un examen de inglés, una revista con artículos en francés, aunque no te enteres seguramente de algo sí, pero la lectura nunca debes dejarla de lado y solo leer en la época de escuela o instituto, un libro se puede leer siempre que quieras, donde y cuando quieras, un libro no tiene horario, no tiene estación, no tiene fines de semana, no tiene puentes y tampoco tiene vacaciones. Un libro se puede leer siempre, echando paciencia, cariño, tranquilidad y atención te lo puedes leer rápidamente, el libro que quieras y elijas. Los libros no van siempre con las modas, ningún libro tiene modas, ni pasa de modas, un libro es un libro que jamás pasara de modas y fechas, por muy antiguos que sean, nunca pasaran de modas, actualmente los libros antiguos todavía siguen siendo vistos, leídos, apoyados y queridos como recién escritos.

Finalmente, en mi opinión, para no alargarme más; en encantan los libros, los recomiendo ya no solo este que estoy dando opinión sino cualquiera, los libros es todo en esta vida igual que la lengua para hablar, las matemáticas para sumar, los idiomas para poder trabajar fuera del país, la geografía para saber ubicarte y la biología para saber un poco sobre los seres vivos.

Un cordial saludo